Inserto para el Boletín: Pascua 7 (B)

Para tiempos como estos: programas para los veteranos

La Iglesia Episcopal y la Iglesia Evangélica Luterana en América (ELCA, por su sigla en inglés) continúan su llamado conjunto a Orar, Ayunar y Actuar en apoyo de las buenas políticas y programas que brindan oportunidades y respetan la dignidad de todas las personas. Este mes nos enfocamos en los programas que asisten a los veteranos y sus familiares. En los últimos años, nuevas inversiones y políticas han ayudado a ampliar el acceso de los veteranos a la educación, a las oportunidades laborales, al atención medica y a la vivienda. No obstante, muchos veteranos, personal en servicio activo y sus familias se enfrentanman a retos complejos que van desde las trabas para recibir beneficios al aumento de los riesgos para su salud mental. Debemos continuar apoyando aquellos de entre nosotros que lo arriesgan todo para resguardar el bienestar y la seguridad de nuestras comunidades.

Estudios del Departamento de Asuntos para Veteranos revelaron que todos los días 22 veteranos se quitan la vida —una tasa 21% más alta cuando se compara con miembros de la población adulta civil—. Algunos factores, tales como la epidemia de opiáceos, han golpeado de manera más desproporcionada a los veteranos, incrementando así la demanda de servicios entre los que buscan recuperarse, sumándose a los muchos retos que impactan a las familias. Necesitamos hacer mucho más por los veteranos en nuestras comunidades. La Iglesia juega un papel importante, a través de sus capellanes, diócesis y congregaciones, dando la bienvenida a los veteranos que regresan. Tomemos cartas en el asunto pidiendo al Congreso que proteja los programas que abordan las necesidades y equipan a los veteranos a medida que regresan después de servicio activo.

El 21 de mayo, únase a la Red Episcopal de Políticas Públicas (EPPN), a las Actividades de Apoyo de ELCA (ELCA Advocacy), a los Obispos Primados de la Iglesia Episcopal y la ELCA para participar en  #OraAyunaActua.

Oremos por los que han respondido a una vocación de servicio militar y por sus familiares; por tantos capellanes militares en todo el mundo que son testigos de Cristo en palabra y sacramento; por aquellos que han perdido sus vidas en el servicio de nuestro país y que se sienten incitados a ponerse en peligro.

En el Día de los Caídos

Damos gracias, Oh, Señor, por todos los que han muerto para que podamos vivir, por todos los que han padecido dolor para que conozcamos el júbilo, y por todos aquellos que se sacrificaron para que tengamos abundancia, por todos los que sufrieron la cárcel para que conozcamos la libertad. Convierte nuestro pesar profundo en determinación y nuestra determinación en acción, que así como hombres y mujeres murieron por la paz, podamos nosotros vivir por la paz en nombre del Príncipe de la Paz, el mismo Jesucristo nuestro Señor. Amén. (Basado en una oración de Leslie D. Weatherhead).

Por los que están prestando servicio

Dios Todopoderoso, encomendamos a tu bondadoso cuidado y custodia a todos los hombres y mujeres de nuestras fuerzas armadas (y ministerios federales) dentro y fuera del país. Defiéndelos día a día con toda tu gracia celestial, fortalécelos en sus pruebas y tentaciones, dales valor para enfrentar los peligros que los asedian, y concédeles la gracia de sentir tu presencia perdurable donde quiera que estén, por Jesucristo Nuestro Señor. Amén.

Ayunemos recordando los sacrificios que los hombres y mujeres en las fuerzas armadas hacen por nuestro bien común y recordemos también a sus familias que enfrentan retos todos los días debido a la ausencia de sus seres queridos.

Actuemos urgiendo a nuestros legisladores a buscar soluciones innovadoras y para que sigan abordando los retos que enfrentan los veteranos. Prepárese a actuar el 21 de mayo leyendo nuestra página sinóptica sobre cómo asistir a los veteranos: http://bit.ly/fsatmay

Descarga los insertos para boletines (PDF):

página completa, de un solo lado

media página a doble cara

Speak Your Mind

*

Full names required. Read our Comment Policy. General comments and suggestions about the Episcopal Digital Network, or any site on the network, as well as reports of commenting misconduct, can be made here.


Se necesita el nombre completo. Lea nuestra política para los comentarios. Puede hacer aquí comentarios generales y sugerencias sobre Episcopal Digital Network, o de cualquier sitio en Episcopal Digital Network, así como también informes de comentarios sobre conducta inadecuada.